Revista / Entrevistas

CÓMO UNA JOYA DERRIBA LOS ORÍGENES DEL HOMBRE

CÓMO UNA JOYA DERRIBA LOS ORÍGENES DEL HOMBRE

Publicado el 22 de Marzo de 2017 en Entrevistas


Por: Andes Joya

Por Paulina Jaschan y María Luisa Toro

Sorprendente y fascinante resulta saber que nuestro oficio, La Orfebrería, tiene sus orígenes y primeras manifestaciones unos 80 mil años AC. en África.

Si bien los antecedentes decían que los hallazgos más antiguos eran de unos 40 mil años AC. en Europa, por el año 2000, no hace mucho tiempo y en la Cueva de Blombos, África, descubrieron un pequeño bloque de ocre rojo con motivos grabados, recipientes, conchas con pigmentos, utensilios, flechas fabricadas con huesos y un conjunto de 41 conchas de caracol de mar de 1 cm aproximadamente, perfectamente perforadas e hiladas con tripas de animales.

Los estudios realizados indican que las puntas de las herramientas podrían haber sido fabricadas mediante el tallado por presión, lo que daba forma a las piedras, convirtiéndolas en herramientas. Todo esto nace de la necesidad y el estímulo que tiene el ser humano, ya desde esos años, por crear.

En esta búsqueda de creación, es impresionante conocer de investigaciones que nos cuentan que los materiales con los que se elaboró la joya más antigua encontrada: este collar de conchas, se iban a buscar a un lugar ubicado a 20 kilómetros de la caverna en que se localizaron estos hallazgos. Luego las conchas fueron teñidas con ocre en su interior y en las facetas desgastadas con un instrumento penetrante, agrupadas por tamaño, tonalidad y deliberadamente perforadas, prueba clara de un lenguaje que claramente transmitía significados simbólicos de los objetos.

Este hallazgo sin duda, corresponde a una impresionante manifestación de diseño abstracto, composición y arte existente ya en esa época, en la que se utilizaban, además del color, herramientas, las que como brocas y fresas, perforaban perfectamente el material a utilizar, como pinceles dibujaban y pintaban lo que el hombre necesitaba y quería expresar y joyas que se lucían como verdaderas obras de arte con significados especiales, representando fertilidad, jerarquías, etc.

Este gran descubrimiento, que derribó la edad en que se consideró al hombre como un ser inteligente y que se cataloga como el primer asentamiento humano, nos permite encontrar el primer taller de arte del hombre y a los primeros artistas que incorporaron el concepto de la joya como un adorno con cierto significado y simbolismo, tal como lo vemos actualmente.


Anúnciate con nosotros
¿Quieres aprender joyería?
Conoce nuestros joyeros

Otros contenidos similares