Revista / Entrevistas

Experiencia Joya Barcelona

EXPERIENCIA JOYA BARCELONA

Publicado el 25 de Octubre de 2016 en Entrevistas


Por: Andes Joya

Hace unas semanas se realizó una nueva versión de Joya Barcelona Art Jewellery Fair, la cual es desde el 2009 uno de los principales eventos en joyería de España. Lugar de encuentro entre distintos artistas, galerías, escuelas y otras aristas que involucran a la Joyería.

Este evento se ha convertido en un lugar muy visitado por joyeros latinoamericanos, ya sea por la disposición del idioma o simplemente porque ya existen redes más establecidas entre ellos y los joyeros españoles.

Por ello quisimos realizar esta pequeña nota en la que trataremos de acercarnos a Joya Barcelona desde la mirada de dos joyeras Chilenas con las cuales nos hemos contactado y que viajaron para participar en esta jornada. Ellas son Vania Ruiz, fundadora de la marca Casa Kiro y Liliana Ojeda licenciada en artes que se ha dedicado principalmente a la joyería, ambas pertenecientes al colectivo de joyeros Joya Brava.

¿Cuáles son los puntos más llamativos de que lo motivaron a participar en esta feria internacional?

Vania: Yo ya había participado anteriormente en este evento, pero en un stand grupal y me parecía interesante poder participar esta vez de manera individual. Quería conocer la recepción del público -mayoritariamente joyeros-, como un pie inicial a futuras experiencias. Obviamente, el apoyo ofrecido por Prochile para financiar parte de los costos volvía la idea aún más atractiva.

Liliana: La feria Joya Barcelona, es un punto de encuentro principalmente de joyeros, en ella participan no solo muchos españoles sino que gente de variadas nacionalidades como suecos, polacos, franceses, latinoamericanos, italianos, coreanos etc. En consecuencia es un encuentro muy efectivo a la hora de conocer y nutrirse con todo lo que “se está haciendo” en distintas zonas del mundo, en materia de joyería contemporánea.

Es una feria que se destaca por ser la “versión en español” de la famosa Schmuck de Alemania.

¿Llevaste alguna colección en particular para destacar en la feria? Cuéntanos sobre ella

Vania: Llevé una colección nueva, llamada Pacífica, que realicé para este evento, usando algunos materiales y técnicas nuevas que incorporé a la resina. Si bien este fue un año muy creativo y tenía muchos proyectos diversos en proceso, a la hora de elegir qué mostrar, preferí por esta vez, presentar aquello que sé hacer mejor, con una vuelta de tuerca que me permitió desarrollar toda una línea nueva, bastante diferente a lo que venía haciendo.


Liliana: Sí, participé con galería ERGO que convocó a trece joyeras Chilenas, el trabajo que se exhibió fue mi última colección “Medular” que es un trabajo que nació hace más de un año a partir de una tutoría coordinada por Joya Brava y liderada por Jorge Manilla. La colección se compone de obras realizadas principalmente con distintos textiles, cerámica y porcelana. Es una propuesta bien nueva que todavía considero en construcción, pero me tiene muy entusiasmada, y la cual sigue desarrollándose, son obras con calidad escultórica que tratan de la fragilidad del cuerpo, la fragmentación de las formas, con texturas sacadas del mundo vegetal pero que aluden a la anatomía humana, en su versión más precaria y vulnerable.

¿Considera a Joya Barcelona como una plataforma importante para una proyección internacional como joyero, en el mercado Europeo? Cuéntanos sobre la recepción que tuvo tu obra.

Vania: Es difícil saber cuán importante es esta plataforma aún. Dicen que para lograr resultados reales en cualquier feria, se debe participar al menos tres veces. Lo que me parece destacable de Joya Barcelona, es que año a año busca incluir nuevos países entre sus expositores; es una puerta de entrada para poder acceder a futuros eventos y contactos. Respecto a la recepción del público, diría que tuve muy buenos comentarios, tanto de las piezas como del montaje. Ahora hay que ver si sale algo de todo aquello. Por lo pronto, dejé algunas cosas en la galería Ring Ring de Barcelona, que pronto estarán en vitrina para su venta.


Liliana: Sí, Joya Barcelona es un lugar de encuentro importante. Pero siendo bien sincera, me di cuenta con este viaje que ese mercado europeo del que se habla casi no existe o está en franca decadencia, por lo tanto el sueño de hacerse conocido en Europa para triunfar con la joyería contemporánea es una tontera pasada de moda, el mundo ahora es accesible para todos desde donde uno esté aunque nos toque vivir en el fin del mundo, las obras viajan por las redes a la velocidad de los segundos, es mucho más fácil hacerse visible gracias a Internet y las redes sociales, pero eso no significa haber ingresado al mercado, si es que lo hay, es muy reducido y difícil de penetrar, tal vez nos toque crear uno nosotros mismos desde donde estamos, no lo sé. Lo importante es buscar formas de seguir adelante con el trabajo sin desfinanciarse y por eso, son claves los fomentos a las artes, las asociaciones, los intercambios, los colectivos, etc. Trabajar individualmente en joyería contemporánea es una locura. Y dedicarse exclusivamente a este arte es también una decisión sin mucho pie ni cabeza, creo que hay que ser camaleónico: fundirse con el diseño, participar en ferias de artesanía, enseñar, como complemento a la producción de arte.

Interesantes respuestas las que nos entregaron estas dos participantes activas de la joyería contemporánea. Esperamos que estas miradas los hayan acercado a la experiencia de participar en un evento como Joya Barcelona y también nos permita reflexionar acerca del campo de la joyería contemporánea.


Anúnciate con nosotros
¿Quieres aprender joyería?
Conoce nuestros joyeros

Otros contenidos similares