Revista / Artículos

VALPARAÍSO BAJO LOS OJOS DE LA JOYERÍA

VALPARAÍSO BAJO LOS OJOS DE LA JOYERÍA

Publicado el 30 de Agosto de 2017 en Artículos


Por: Andes Joya

El puerto principal chileno alberga el trabajo de algunos de los joyeros representativos de la región. Rocco Napoli y Nicolás Hernández son dos de ellos, nacidos en Valparaíso y con una impronta artística que los caracteriza por el trabajo detallado y minucioso en sus creaciones.

Por: Camila Figueroa Hidalgo.

Además de sus calles llenas de street-art, Valparaíso alberga joyeros que han hecho de la ciudad un símbolo nacional en esta disciplina. La joyería de autor ha mostrado trabajos inspirados en la arquitectura y la naturaleza porteña, generándose así un espacio de encuentro donde el punto común es Valparaíso como observación y lugar de acogida. Rocco Napoli y Nicolás Hernández son dos joyeros chilenos que tienen sus bases en esta ciudad y cuyo trabajo refleja que el puerto es un lugar para plasmar el arte tanto en sus paredes como en la orfebrería.

Rocco Napoli.Nicolás Hernández.

Nacido en Valparaíso, Rocco Napoli supo desde pequeño que su acercamiento a la orfebrería sería aquello a lo que se dedicaría toda la vida. A los 13 años y por 10 años, realiza su aprendizaje de técnicas de diseño y fabricación de joyería en el Estudio Taller 410, en cerro Placeres donde estuvo bajo la tutela de la joyera y ceramista Eliana Quevedo Rivera. Napoli se dedica al arte estudiando Licenciatura en Bellas Artes en la Universidad de Playa Ancha de Valparaíso y luego se iría a Japón para aprender sobre las técnicas de fundición de metales en el Departamento de Artesanía de la Universidad Nacional de Bellas Artes y Música de Tokio.

En 2010, cuando ya estaba de vuelta en Chile, Rocco Napoli funda Galería Orfebres, un espacio colectivo de exposición permanente donde se muestra el trabajo de 12 distinguidos artistas locales, donde la joyería es el principal protagonista.

Napoli, quien ha mostrado sus obras de joyería y escultura en exposiciones y ferias en Argentina, Chile, Italia, Japón, Holanda y Estados Unidos, es dueño de una técnica expresada en plata 950 e incrustaciones de piedras semipreciosas chilenas –preferentemente- y cuyo trabajo está inspirado en la naturaleza que lo rodea, plasmando en él las diversas formas existentes tanto en animales, como plantas y paisajes, siendo Valparaíso gran responsable de ello, ciudad que ha inspirado a más joyeros en su creación.

Collar del Umbral. Plata 950 y cuarzo con inclusiones de molibdeno. Trabajo de fundición de metales. Rocco Napoli.Anillo y brazalete. “Ramaje de Fuego Marino”. Cobre oxidado, trabajo de fundición de metales.Anillos y broches. Plata 950 con piedras semipreciosas, trabajo de fundición de metales.Aros y anillos. Plata 950 y fosiles, trabajo de fundición de metales.

Tal es el caso de Nicolás Hernández, quien en noviembre de 2016 presentó una serie de joyas de metal inspiradas en Valparaíso, las cuales representan las planchas de zinc que hay tanto en los techos como en las paredes de las casas de la ciudad. “La Joya del Pacífico” no solo corresponde al apodo con el que es llamado el puerto principal chileno, sino que a la exposición de joyería contemporánea de Hernández, donde da cuenta no solo del trabajo delicado y dedicado del artista, sino también de cómo fue capaz de llevar la arquitectura urbana hasta una joya, transmitiendo sensaciones, texturas y colores propios de la identidad porteña.

Pero su trabajo se remonta desde más atrás. Así como ocurrió con Napoli, el primer acercamiento de Nicolás Hernández a la orfebrería fue alrededor de los 13 años, cuando tomó unos alambres de cable eléctrico y unas monedas, realizando así unos collares que luego vendería en la playa Amarilla de Concón. Hernández estudió Diseño en la Universidad Católica y desde 1994 se dedica a la orfebrería. A lo largo de su carrera, ha sido destacado con varios premios y distinciones, entre la que se encuentra el Primer Concurso Anual de Joyería Contemporánea el 2009 en Chile. También ha participado en diversas exposiciones en Chile, Argentina, España y hasta India, donde en 2011 formó parte de “Abhushan: Design Dialogues in Jewelry” en Nueva Delhi.

En “La Joya del Pacífico”, Hernández representa la ciudad de una manera real y sensata, “con las huellas que deja el paso del tiempo en una ciudad frágil que se resiste al abandono o con el brillo de las nuevas construcciones que buscan rescatar ese pasado más esplendoroso”, según comenta.

Aros. Colección “Joya del Pacífico”. Plata 999, plata 925, cobre, bronce y alpaca. Nicolás Hernández.Colgante. Colección “Joya del Pacífico”. Plata 925, cobre, bronce y alpaca. Nicolás Hernández.Colgante. Colección “Joya del Pacífico”. Plata 925, cobre, bronce y alpaca. Nicolás Hernández.Colgante. “Gato en la ventana”. Colección “Joya del Pacífico”. Plata 925, cobre, acero inoxidable, bronce y óxidos. Nicolás Hernández.

El trabajo de ambos artistas se puede encontrar en la Galería Orfebres, ubicada en el cerro Concepción de Valparaíso, en la calle Papudo 527B. Esta galería nace por la motivación de Napoli, quien reúne a 12 destacados artistas locales de la joyería de autor y otras disciplinas para que tengan allí un espacio de exposición de sus trabajos. Un lugar de colaboración y diversidad, donde en cada una de las piezas se puede desprender la personalidad y originalidad de sus creadores.

Galería Orfebres.


Conoce nuestros joyeros
¿Quieres aprender joyería?
Anúnciate con nosotros

Otros contenidos similares